La importancia de una buena comunicación visual en un negocio

La importancia de una buena comunicación visual en un negocio

El Marketing vive una interesante revolución con la llegada de las nuevas tecnologías, la importancia de un contenido de calidad cada vez gana más terreno entre las estrategias de una buena campaña de Marketing, estrategia que se conoce como Marketing de Contenidos para conseguir un buen posicionamiento web que te ayude a llegar a tus clientes potenciales.

El contenido adquiere cada vez más relevancia en el éxito de un negocio, interesa un producto, pero también aportar contenido de valor, ya no solo se trata de ofrecer un servicio sino de ser expertos en ese campo y ofrecer información de calidad, los buscadores premian el buen contenido.

Si bien, de lo que a veces parecemos olvidarnos es de lo importante que también resulta una buena comunicación visual.

Tener una buena imagen es fundamental para cualquier empresa, de modo que invertir en comunicación visual se convierte en un auténtico beneficio a largo plazo en las ventas, ya que una buena comunicación visual aumenta la credibilidad de una marca y puede cambiar la forma en que los consumidores perciben esa marca.

Las claves de una buena comunicación visual

La elección de unos colores u otros, la tipografía, el logo que usemos en nuestra página web añaden un contenido de enorme valor a nuestra identidad y, por tanto, pueden añadir valor a nuestro producto o servicio.

Nunca había sido muy consciente de lo mucho que puede ayudar a un negocio el hecho de invertir en una buena comunicación visual hasta que di con los servicios de un buen diseñador de páginas web que me asesoró en la forma en que debía de implementar mi web.

Desde hace unos años llevo un hotelito cerca de la playa, una antigua casa de pueblo con varias habitaciones que restauré para ofrecer alojamiento con un trato cercano. No me iba mal, pero sabía que tenía un buen producto y que probablemente no estaba alcanzando a mi cliente potencial.

Por suerte, entre mis huéspedes tuve la suerte de conocer a un diseñador que me asesoró, ya que su valoración de la estancia fue muy positiva, pero veía ciertos aspectos que mejorar de mi web, sobre todo en lo relativo a la galería de imágenes, ya que mis fotografías estaban pixeladas y apenas podía apreciarse la calidad de las estancias, ni siquiera tenía logo así que mis clientes llegaban principalmente por el boca a boca y a penas ninguno por haber visitado mi página web.

Había dedicado tiempo a moverme en las redes, a elaborar contenidos para posicionarme en los principales portales del sector turístico, pero estaba claro que algo estaba fallando. El asesoramiento de este diseñador fue clave para que todo empezara a cambiar.

Me mostró ejemplos de empresas que tenían páginas web sencillas pero muy funcionales, con una buena galería de imágenes para mostrar su producto y catálogos actualizados, como era el caso de toldosclot, una empresa de toldos que ha sabido adaptarse a las necesidades de una buena comunicación y así lo transmite tanto en el diseño de su logo como en su cuidado catálogo de productos siempre actualizado con las últimas novedades, gracias a los ejemplos de diseño que me mostraba podía ver con claridad lo que trataba de explicarme.

Al mejorar el diseño de mi página con una nueva galería de fotografías, un nuevo logo y elección de la paleta de colores tuve que hacer una pequeña inversión, pero poco a poco empecé a comprobar los resultados de hacer esos pequeños cambios.

Cada vez fueron llegándome más clientes que me encontraban a través de Internet y, algunos de ellos me comentaban que habían terminado de decidirse al ver las fotografías y me confirmaban que mi página web les daba confianza y garantías a la hora de elegir mi hotel.

Una vez con mis propios datos como ejemplo no pude más que agradecer a mi antiguo huésped sus consejos para que mejorara mi web y terminé de confirmar lo importante que es adaptarse a la nueva realidad digital y lo mucho que puede ayudar en un negocio.

 

compartir